Cómo conseguir trabajo en Francia como profesor de español

¿Buscas trabajo en Francia?

Sonia de Tablaturas de mis Pasos, nos cuenta cómo ha conseguido ser profesora de español, su experiencia en Francia y los pasos a seguir para solicitarlo.

Desde el curso pasado 2016-2017 el Ministerio de Educación francés está buscando profesores de español para sus colegios e institutos. El sistema de enseñanza francés se divide en diferentes academias que gestionan los colegios e institutos del territorio que les corresponda. Según esta distribución, podemos ver que academias como las de París o Versalles se encuentran en este momento en plena búsqueda de trabajadores que incorporar a sus filas. Esta situación se debe a la reforma laboral que hubo en la ley educativa francesa durante el mandato de François Hollande, la cual presenta como obligatorio el idioma español junto al inglés.

Requisitos para ser profesor de español

  • País de destino: Francia.
  • Edad: cualquier edad
  • Género: no hay distinción de género
  • Nacionalidad: Buscan a personas que puedan impartir y enseñar español, por ello, prefieren gente de habla hispana.
  • Duración: Un año (curso escolar completo) con posibilidad de renovar por otro año más.
  • Formación: Yo estudié Filología Hispánica y tengo un Máster en Lengua Española y Lingüística. Pero también aceptan a gente de otras filologías, traductores, historiadores, pedagogos, de magisterio… El perfil más propicio sería el de filólogo hispánico con un máster en ELE (español como lengua extranjera). Pero si tenéis otras titulaciones, ello no va a ser ningún impedimento para poder trabajar.
  • Cuota de Aplicación: no hay existe ningún coste. Puedes aplicar directamente en las siguientes páginas web: Academia Versailles y Academia Paris, aunque buscan profesores en todas las regiones de Francia como Bordeaux, Créteil, etc…

Proceso de aplicación

Para entrar a formar parte del proceso de selección hay que enviar un dossier con tu currículum acompañado de los certificados y títulos que indiques en el CV. Tu candidatura pasa por el filtro de los inspectores de la academia a la que hayas postulado y, si les has gustado, se ponen en contacto contigo para llevar a cabo una entrevista.

La entrevista puede ser en persona o por Skype. Lo que buscan es evaluar tu nivel de francés para ver si te puedes desenvolver en Francia y también van a probar tus capacidades docentes mediante preguntas relacionadas con la enseñanza del español en el aula.

Si superas la entrevista, concertas una cita con la academia para firmar el contrato y rellenar los datos financieros. Desde la propia academia te advierten de que la vida en Francia no es fácil y te imparten un pequeño curso de formación para tener un poco de base a la hora de afrontar la vida en el aula.

Salario

Para que tu salario sea el que te corresponde, tienes que homologar tus títulos. Una opción para llevar a cabo este trámite es el Centre Enic Naric France. Por 70€ puedes enviarles dos titulaciones. Yo envié los títulos de la carrera y del máster por aprovechar el trámite entero. Obviamente, a la academia sólo tienes que presentar el título más elevado que tengas para poder cobrar el máximo posible.

A continuación os presento las equivalencias entre los títulos y el sueldo mensual bruto correspondiente.

· L2-BAC+2 — 1.844,33€

· L3-Licence — 2.022,40€

· Master 1-Maîtrise — 2.120,80€

· Máster 2-DESS, DEA, DECS (diplôme d’ingénieur) — 2.223’89€

· Doctorat 3º Cycle, doctorat d’Etat, diplôme de 3éme cycle — 2.326,99€

Si tienes hijos, tienes que demostrar que están a tu cargo mediante una serie de trámites y ese sueldo se puede ver incrementado en unos 100-200€.

Y si estás en el paro, puedes solicitar las ayudas del programa EURES, destinadas a dar un apoyo económico a los europeos que encuentran trabajo en el extranjero. Rondan sobre los 1.000€.

Trámites

Una vez que seas contratado, tendrás que crear una cuenta bancaria y conseguir el número de la seguridad social y la tarjeta sanitaria. Según tus circunstancias, la cuenta bancaria la podrás abrir en un banco, en el servicio bancario de correos francés o mediante una Compte-Nickel.

A la hora de buscar alojamiento leeros bien el apartado de advertencias de los sitios web en los que estéis buscando.

El contrato laboral con el que vais a Francia es como profesor contractual de español, y es de carácter temporal (un año). En las agencias inmobiliarias sólo os aceptan contratos indefinidos, allí llamados CDI. Por lo tanto, la opción que os queda es alquilar un piso a un particular. No seáis víctimas de ningún engaño, timo, fraude o estafa. Si el propietario del piso os pone trabas para quedar, dice que vive en el extranjero, quiere hacer un trámite monetario a través de Mandat Cash Urgent o de Western Union, el precio del piso es muy bajo y está impecable y amueblado… Desconfiad. Yo me fié y ahora estoy con reclamaciones, denuncias, abogados… Y este tipo de situaciones ensombrecen una experiencia como ésta porque de por sí, es duro salir al extranjero como para dejarse engañar.

Para mí, toda esta experiencia está siendo muy enriquecedora y, además de estar aprendiendo de la vida en Francia, de sus costumbres y de sus gentes; estoy practicando el idioma y me estoy dando cuenta de quiénes son la gente que de verdad me apoya en esta aventura sin pedir nada a cambio.

La lección más bonita hasta el momento es que cuando estemos “arriba” no nos olvidemos de enviar el ascensor al bajo para que suban otros. Es decir, compartir es vivir y siempre hay que ayudar a los demás en la medida en que nos sea posible.

Si os animáis a ser profesores aventureros en Francia no dudéis en poneros en contacto conmigo si buscáis consejo, ayuda o alguien con quien hablar.
Muchísima suerte y bon courage!

Puedes seguir las experiencias de Sonia y su vida en Francia en su blog Tablaturas de mis Pasos y Twitter



¿Te ha gustado este artículo? Guárdalo en Pinterest para tener siempre acceso a el! 🙂

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *